21 may. 2010

Organizar

. 21 may. 2010
0 comentarios

Hay momentos en que la intuición nos dice que debemos tomar una decisión, sin apenas tiempo. 
Hay momentos en que sabemos que debemos tomarnos algo de tiempo antes de comenzar a andar.


Seguir Leyendo »»

2 nov. 2009

Por estar

. 2 nov. 2009
0 comentarios

Es posible, que cuando todavía andabas por el lugar que te vio nacer, en una de esas tardes en que después de hacer lo que de antemano sabías tenías que hacer, cuando ya habías preguntado si podías ayudar con alguna cosa más, decidías salir a jugar.

Por lo menos es lo que me ocurría a mi.

Recuerdo que por querer ayudar, por intentar hacer como l@s que eran mayores, en ocasiones me veía en algún que otro berenjenal.
Recuerdo tardes en las que intentabas ayudar a recoger los pollitos de la última camada, que ya estaban empezando a investigar.

En ocasiones eran l@s baif@s que ya aparte de la madre, en cuanto los soltabas, primero iban a comer, pero en cuanto se "jartaban", empezaban a brincar, a hacer cabriolas.

Cuando llegabas hasta la orilla del mar, a veces intentar coger con la manos, los cabosos que se habían quedado en los charcos.

Seguir Leyendo »»

5 oct. 2009

Nacar

. 5 oct. 2009
0 comentarios


Ámbar Nácar Gotas d Rocio, Aromas y Esencias q combinan ese Alma q te Precede allá donde vas

Querer disimular lo bien que te queda ese color ambarino que luces en contraste con el reflejo del sol que luego de llegar hasta Ti, de jugar con tu piel, de conseguir que gotas de Rocio empiecen a aflorar en algunos de los poros de esa piel que llena de aroma, de esencia recuerda a l@s que osan pensar que no eres real, que aunque pareces formar parte de esa ilusión que tod@s hemos tenido en alguna ocasión, que eres de verdad, que se puede saborear cada instante de los que estas cerca.

Seguir Leyendo »»

27 sept. 2009

Base de Mimbre

. 27 sept. 2009
0 comentarios


Base d Mimbre forma q protege del Sol, T permite mirar alrededor sin q vean esos lindos Ojitos

La  costumbre  de  tomar el Sol, por las mañanas cuando te asomas a la terraza para recibir ese día que desde el horizonte te saluda mientras va tintando de ocres y azules el cielo, la tierra y el Mar.

Durante el día, cuando vienes y vas, mientras trabajas, mientras sales a pasear, mientras tomas algún 'tentempié' y en vez de buscar sentarte al abrigo de la sombra, buscas la forma de sentir las insinuantes caricias que los rayos del Sol empiezan a hacer sentir sobre esa morena piel a la que con tanto esmero cuidas.

Cuando al atardecer vuelves, con el cuerpo deseando tener un merecido descanso, buscas la forma de decirle que sí, que descansar va a descansar, pero que merece la pena ver ese atardecer, guardar esos últimos rayos de sol, suaves, algo tímidos, casi sin poder llegar hasta donde estás tu, sabiendo que en un par de horas te volverán a Saludar, primero a través de ese poco de claridad que te avisa de que es hora de comenzar.

Rayos de Sol, que a pesar de lo bien que sientan, de esa sensación de bienestar, como con todo, debemos intentar no abusar.

Para esas ocasiones en que vas a estar un buen rato tomando el sol, que mejor protección que un sombrero de paja, de mimbre, para que además de protegerte te permita seguir siendo el centro de atención.

Cuando decides acudir a alguna de las romerías que acostumbras disfrutar, con ropa de romera, falda ámplia, llena de color; el talle ajustado, marcando aun más ese figura que tanto movimiento causa a tu alrededor; blusa hasta los hombros, brazos descubiertos mostrando ese  'color canela' que te acompaña, y que al igual que la rama de canela me atrae con ese color peculiar.

Seguir Leyendo »»